SECCO ENCABEZADOGrupo AGVgolden arrow
PIPE GROUP ENCABEZADCONOSUR ENCABEZADOPWC LOGO MINING PRESS
Induser ENCABEZADOWICHI TOLEDO ENCABEZADOWEG
LITHIUM SOUTHMANSFIELD MINERA HVELADERO ENCABEZADO
JOSEMARIA ENCABEZADOSAXUM ENGINEERED SOLUTIONS ENCABEZADO
OMBU CONFECATFERMA ENCABEZADOERAMET CABECERA
SACDE ENCABEZADOglencore PACHONNEWMONT COVID
GSB ROTATIVO MININGRIO TINTO RINCONHIDROAR ENCABEZADO
CRISTIAN COACH ENCABEZADOPRELAST
ABRASILVER ENCABEZADORUCAPANELEPIROC ENCABEZADO
KNIGHT PIÉSOLD ENCABEZADOCERRO VANGUARDIAEXPO LITIO ENCABEZADO
ALEPH ENERGY ENCABEZADOMETSO CABECERAEXAR ENCABEZADO
ARCADIUM LITHIUMMilicic ENCABEZADO
CAPMINMAPAL ENCABEZADODELTA MINING
INFA ENCABEZADOMINERA SANTA CRUZPAN AMERICAN SILVER
CINTER ENCABEZADOVIALES SANTA FE ENCABEZADO MINING
ANÁLISIS
Bonelli: La pelea de Milei con el FMI y las ambiciones de Sturzenegger
CLARÍN/MINING PRESS/ENERNEWS
28/06/2024

MARCELO BONELLI 

Luis Caputo ya presentó un borrador de acuerdo al FMI y su contenido fue rechazado por los auditores del Fondo. Esa es la verdadera causa secreta del conflicto entre Caputo y el jefe del “caso argentino” Rodrigo Valdés.

Javier Milei pidió su cabeza y Valdés contragolpeó. La pelea empantana las negociaciones, calienta el dólar y hace que ambos jueguen con fuego.

La propuesta esta contenida en un “power point” que informalmente se presentó al equipo del Hemisferio Occidental.

El programa incluye extender hasta fin de año el endeble y actual plan y empezar a corregir distorsiones recién el año próximo. Para eso Caputo exigió una friolera: U$S 10.000 millones frescos.

En ese “power point” se dice que se eliminará en forma progresiva del cepo recién a partir del 2025 y que después habría unificación cambiaria.

Caputo no habla de dolarizar y menos eliminar el BCRA . Ratifica el actual plan, sin cambios sustanciales.

Los anexos prometen rebaja de impuestos. Pero acotada: el impuesto PAIS y el tributo al cheque.

En cambio, patea las retenciones: para el campo recién en 2026. Caputo exige el apoyo del FMI para “blindar” sus medidas futuras.

Eso generó las diferencias centrales con el FMI. Rodrigo Valdés rechazó los lineamientos del “power point”. Primero reclamo “un plan integral de estabilización” y veta continuar solo con el acotado “plan financiero” de “Toto”.

Valdés exige un programa que le permita a la Argentina reducir su exposición con el FMI. En otras palabras: que Argentina comience a cancelar la deuda.

Entre otras cosas reclama eliminar el dólar “blend”, devaluar y así aumentar reservas en forma genuina. También, cambios estructurales.

En Washington hacen una cuenta. Insisten que a causa del dólar “blend”, a Santiago Baussilli se le evaporaron este semestre – y no pudo embolsar – unos US$ 8.000 millones para el BCRA. Casi el dinero que pide Caputo.

Esta semana hubo emisarios informales entre Baires y Washington. Valdés contragolpeó: “No me vengan a pedir plata. Primero hagan un programa.”

Caputo esta enloquecido. Javier Milei enfurecido. “Toto” lo acusa por la inestabilidad cambiaria.

El ministro emula al kirchnerismo. Ve fantasmas y un “complot” en cada opinión. Culpa de sus desventuras a la oposición, los periodistas, los empresarios y ahora al FMI.

Pero Caputo no acepta reconocer un error de origen: entró a su programa con un dólar barato y ahora encima se atrasó. Los “lobos” de Wall Street lo afirman en sus informes secretos. Barclays dijo: “Están entrampados”.

Esos “paper” de Manhattan advierten una cuestión: nunca el retraso cambiario sirvió en Argentina. Caputo pidió la cabeza de Valdés. Lo blanqueo en el gabinete: “No queremos negociar más con Valdés.”

Fue un momento incómodo. Ocurrió cuando tuvo que explicar la violenta caída productiva que blanqueó el Indec. “Toto” refunfuñó: “La prioridad es bajar la inflación.”

Javier Milei apoyó el pedido de Caputo. Acusó al FMI de “hacer la vista gorda” con Sergio Massa y ponerse duro con “ el Toto”.

Pero como anticipó Clarín, Milei tuvo ahora una charla difícil con Kristalina Georgieva. Fue en Bari. Georgieva le anticipó a Milei: “Las cosas no vienen bien .”

Milei arremetió. Pidió que saquen a Valdés y casi lo acuso de socialista: “Es peligroso, de centroizquierda.”

Valdés es ultra-ortodoxo. Pero Milei – en su intimidad – cree que el burócrata chileno pone “palos en la rueda” para bloquear su revolución liberal mundial y su liderazgo planetario.

Esta semana Milei – no se achica – dijo que estaba reescribiendo la teoría económica y que se va a merecer el Premio Nobel .

Pero en privado se sincera : “Tengo las pelotas hinchadas con el FMI.”

Fueron días de furia . El Presidente embistió contra el intocable titular de la Fundación Libertad. Acusó –sin mencionarlo– a Gerardo Bongiovani de venderse al mejor auspiciante.

La embestida de Milei y Caputo contra los auditores, tiene un antecedente cercano: ocurrió una movida idéntica de Massa. Este pidió, el año pasado, la cabeza del chileno. Utilizó a Juan González y presentó un reclamo en el Departamento de Estado.

Valdés fue intocable. Encima lo obligó a devaluar el día después de las PASO.

Ahora la cuestión está caliente. Gita Gopinath – en medio de la pelea - sacó un inusual comunicado personal, apoyando al staff del FMI y su “report” .

Ocurrió en vísperas del encuentro Milei- Kristalina: así anticipó que el Tesoro de EE.UU. apoya al burócrata chileno.

La decisión –igual- de su reemplazo va a depender del directorio del FMI. Luis Cubeddu –al que prefiere Caputo– piensa igual que Valdés.

En el directorio existe un problema. Habituales aliados de Argentina, tomaron distancia por los “desaguisados” diplomáticos del Presidente y la Cancillería.

El último fue el resbaladizo repudio al intento de golpe en Bolivia. Hubo – increíble – una fuerte interna en Casa Rosada,

En Washington hay tres países que siempre cuestionan a Argentina. Los directores de Alemania, Japón y Países Bajos.

Ahora Caputo tendría la indiferencia de los directores de Brasil, México, Colombia, China y España. También, los países árabes.

Todos, enemistados con Milei. En cambio, es fuerte el apoyo de Italia. Esta semana hubo un multitudinario encuentro de inversores italianos en energía.

Fue en Milan y lo organizó la Cámara de Comercio Italiana en Argentina. El influyente Giorgio Alliata –su líder– dijo: “Hay que invertir en Argentina,”

El encuentro formaría parte de una movida: que Giorgia Meloni venga a Buenos Aires. Anoche la comunidad de negocios estuvo atenta al Congreso. Milei lograba su primer éxito político, la aprobación de una ley.

Ahora, el desafío será su instrumentación . La mayoría del DNU 23/70 aún no se instrumentó.

Anoche tuvo que ceder mucho. En Casa Rosada se lamenta el tema Aerolíneas. Eduardo Eurnekian tenía una oferta para quedarse con la línea de bandera y deberá esperar.

Ocurre porque hay fuertes resistencias de “Toto”. El “Coloso” pretende un ministerio amplio y “power”. Milei le ofreció a Sturzenegger que arme un ministerio a su gusto. “Sturze” aprovechó y quiere áreas clave: empresas públicas, Comercio, Minería , Bioeconomía, Industria del Conocimiento y pymes.

El “Coloso” argumenta: “Para desregular y combatir a las castas.”

Se trataría de un mega–ministerio. Pero la propuesta provocó el enojo de “Toto” y un pedido de auxilio a Santiago Caputo.

“Toto” repite indignado:“Me quiere sacar todo.” Economía sería un Ministerio de Finanzas.

El “sobrino” preservó a la “familia”. Como lo haría Tommy Shelby – su admirado jefe de Peaky Blinders – salió a bancar a su “Tío Toto.”

El poderoso Santiago –maneja cajas y poder sin ser funcionario - logró enfriar todo.

Busca ganar tiempo y hacer que Milei congele la ambición de Sturzenegger .

Santiago también quiere tranquilizar a su tío. En un desprolijo twitter “Toto” juntó la “Biblia y el calefón” para desmentir por tercera vez una devaluación.

Obedece a versiones de mercado. Esas que dicen que la aparición de Sturzenegger es para tenerlo a mano por si Caputo se manca. Por ahora son elucubraciones. Solo meten ruido . Como otra versión que comenta el “círculo rojo”: que Demián Reidel podría ser futuro jefe del BCRA.


Vuelva a HOME


*La información y las opiniones aquí publicados no reflejan necesariamente la línea editorial de Mining Press y EnerNews